Programa de Autonomía y Habilidades Sociales

  • Proyecto de autonomía personal, habilidades sociales y autorregulación para personas con discapacidad “Aprendo a Vivir”.
  • Proyecto integral de apoyo a personas con discapacidad intelectual.
  • Taller para el desarrollo de la autodeterminación en personas con discapacidad intelectual: “Pensamos, decidimos, tenemos derechos, somos ciudadanos”

La finalidad básica de los proyectos y talleres que se incluyen en  este programa es la mejora de la calidad de vida de las personas con discapacidad y sus familias a través del desarrollo de su autonomía, las habilidades sociales, la autodeterminación y el disfrute del ocio y tiempo libre.

Educar para una vida de calidad supone, por tanto, mejorar determinados aspectos personales (conducta adaptativa y autodeterminación, entre otros), pero también adaptar el contexto.

     El concepto de conducta adaptativa supone la consideración de diez áreas de habilidades adaptativas. Estas áreas son las siguientes: comunicación, autocuidado, habilidades de vida en el hogar, habilidades sociales, utilización de la comunidad, autodirección, salud y seguridad, aprendizajes funcionales, trabajo, ocio y tiempo libre. La autodeterminación es uno de los elementos centrales del concepto de calidad de vida. Se refiere a la capacidad para actuar como el principal agente causal de la propia vida y realizar elecciones y tomar decisiones relativas a uno mismo, libre de influencias o interferencias externas indebidas.

La autodeterminación es una combinación de habilidades, conocimiento y creencias que capacitan a una persona para comprometerse en una conducta autónoma, autorregulada y dirigida a meta. Para la autodeterminación es esencial la comprensión de las fuerzas y limitaciones de uno, junto con la creencia de que es capaz y efectivo. Cuando actuamos sobre las bases de estas habilidades y actitudes, las personas tienen más capacidad para tomar el control de sus vidas y asumir el papel de adultos.

La adaptabilidad de los contextos debe ser una condición necesaria para brindar oportunidades de participación a las personas con discapacidad, oportunidades que hay que considerarlas como derechos irrenunciables.

¿A quién va dirigido estos proyectos?

Estos proyectos van dirigidos a personas con discapacidad intelectual adolescentes y en edad adulta.

Nuestros objetivos principales son:

Favorecer el avance de las personas con discapacidad intelectual en su autodeterminación sea cual sea su grado de dependencia, con acciones para incrementar sus habilidades para tomar decisiones, hacer elecciones, defender sus derechos, adquirir mayor autonomía en su vida personal, diaria y en la comunidad, desarrollar sus habilidades de comunicación interpersonal e intrapersonal, desarrollar la creatividad y las destrezas psicomotrices.

 

Lugar: Centro de Actividades de Crisol- Aydis:   C/ Caño, 1

Teléfono:  648 25 65 38